Eyvi Agreda Marchena: ¡Vivía aterrorizada!

0
9858
Eyvi Agreda Marchena
Eyvi Agreda Marchena

Carlos Hualpa  quien termino por confesar su crimen vivía obsesionado con  jovencita y le dijo “si no eres mía no seras de nadie, arderás”

Por:  Arly Valverde

El dolor de la jovencita Eyvi Liset Ágreda Marchena  (22) se ha convertido en una herida profunda para un país en donde ser mujer y no ser violentada es todo un privilegio. El caso de Eyvi nos muestra la cara más cruda del machismo y el horror: Ella vivía atormentada por un obsesionado sujeto que la seguía a todas partes y estaba al tanto de todos sus movimientos en secreto a fin de poseerla debido a un amor enfermizo.

Le puede interesar

Maldito confesó que le  prendió fuego

El último martes, la muchacha de origen cajamarquino fue salvajemente quemada  en el interior de un bus en movimiento en venganza al rechazo a las pretensiones amorosas del despiadado Carlos Javier Hualpa Vacas (36).

Sus días eran un vía crucis

Acoso

Según el testimonio de la hermana de la agraviada, Sandra Agreda, el “maldito” la acosaba desde hace aproximadamente un mes. El trastornado sujeto la llamaba por teléfono, le enviaba mensajes al whatsApp  declarándole su amor enfermizo.

Pese a las constantes negativas por parte de la joven, Carlos Hualpa no aceptaba el rechazo,  llegando, inclusive, hasta perseguirla a su domicilio en Chorrillos.  Ello había causado el terror de la muchacha, quien en más de una oportunidad encaró al acosador, pidiéndole que la “deje en paz”.

“Mi hermana me pedía que la espere en el paradero porque este hombre la seguía. Ella estaba aterrorizada. Minutos antes del ataque, Liset me  llamó pidiéndome  que nuevamente la esperara, pues el tal Javier la está persiguiendo”, lamentó Sandra Agreda.

Piden tipificar el acoso

Tras la visita a Eyvi Agreda, indignados por la extrema crueldad con la que fue atacada la joven, la Defensoría del Pueblo pidió “políticas públicas consistentes” con el objetivo de que se atienda de forma efectiva los ataques contra mujeres en Perú.

“La población demanda del Gobierno, del Poder Judicial y del Ministerio Público, acciones y reacciones oportunas para sentirse protegida y que pueda acudir a ellos cuando sienta que sus derechos son vulnerados”, expresó la adjunta para los Derechos de la Mujer de la Defensoría del Pueblo”, Eliana Revollar.

Además se informó que En el Perú, el 30% de las personas es víctima de acoso en el trabajo, principalmente por discriminación (42%), bullying laboral (39%), y hostigamiento sexual (19%).

¿Qué hacer si somos víctimas de acoso?

La funcionaria explicó que las  mujeres cuentan con la Ley 30314, la cual está diseñada para sancionar el acoso en espacios públicos. “De ser una víctima de acoso puede denunciar el hecho en cualquier comisaría o en juzgado de familia. Como no hay un tipo penal específico, y esa es nuestra preocupación, se asocia a delitos como la injuria y actos contra el pudor”.

Además afirmó que en caso de las denunciantes no son atendidas  puede presentar su queja a la Defensoría del Pueblo.

Tras 15 horas de viaje llegaron los padres de Eyvi

Durante el medio de ayer llegaron  los padres de Eyvi, luego de viajar durante 15 horas en bus interprovincial desde su natal Jaén, Cajamarca. Apenas bajaron del transporte público, un vehículo del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables (MIMP) los trasladó hasta el hospital Guillermo Almenara, para que acompañen a su hija que aun  lucha por su vida.

Por su parte el doctor Luis Bromley, sostuvo que la joven ha  superado las 24 primeras horas. Se encuentra estabilizada. Sin embargo pasado las 72 se podrá decir que sus expectativas de vida han mejorado. Sus riñones, hígado, corazón y pulmones tratan de sobrevivir al efecto de esta gran quemadura, acotó.