Cómo dormir si tengo una contractura en el cuello

0
376
Contractura en el cuello
Contractura en el cuello

Si eres de las que llega del trabajo con la contractura puesta por culpa del estrés, pasarás muchas noches en blanco. En esta situación, dormir boca abajo está prohibido, porque aumenta la presión y las molestias en el cuello. ¿Cuáles son entonces tus opciones?
Tu posición. Una buena manera de empezar es cambiar el colchón y escoger uno firme.

Durante la noche, el cuerpo se hunde más que la cabeza en una superficie blanda y esta diferencia de altura agrava la tensión ejercida sobre las cervicales. El siguiente consejo es que duermas boca arriba o de lado. E invierte en una buena almohada que te ayude a mantener el cuello en una posición neutral. Si eres incapaz de despedirte de tu almohada de siempre, puedes recurrir a usar una pequeña toalla de mano enrollada justo debajo del cuello para proporcionar un mayor apoyo. Otras opciones son las almohadas ortopédicas, que ayudan a mantener la curva fisiológica del cuello, o las cervicales, que alivian la tensión del cuello.

El consejo. Cuando despiertes, siéntate y, con cuidado, echa la cabeza para iniciar un movimiento de rotación. Lleva despacio el cuello hacia el hombro derecho, luego hacia el izquierdo, luego hacia atrás y por último hacia adelante, ganando amplitud gradualmente.