Serenos abusivos dieron brutal golpiza a jóvenes

0
596
Serenos abusivos dieron brutal golpiza a jóvenes
Serenos abusivos dieron brutal golpiza a jóvenes

Con la cara hinchada de tantos golpes quedó un joven luego de ser agredido junto a su primo por parte de miembros del Serenazgo de San Juan de Lurigancho. Según comentaron Andrea Zapata Joo (20), el más afectado, y Santiago Eucatigue (24), los uniformados les golpearon sin motivo alguno.

SEGÚN AGRAVIADOS LOS INTERVINIERON EN LA PUERTA DE SU CASA Y LOS RETUVIERON POR 40 MINUTOS

Detallaron que estaban reunidos con unos familiares en su edificio,situado en Canto Grande, durante el sábado siete del presente mes. Ambos los acompañan al primer piso para que tomen su taxi de madrugada, pero, antes de subir a su departamento, aparecen los serenos en tres de sus patrulleros.

Se bajan a atacarnos, sin decir una sola palabra, directamente a atacarnos Eran alrededor de 10 personas. Nos golpearon, nos insultaron, nos tiraron al piso y nos cargaron en una camioneta”, comentó el segundo añadiendo que los secuestraron aproximadamente por 40 minutos.

Leer también [Pedro Francke: El Gobierno está separado del partido]

Los llevaron hasta la zona de Huachipa y aseguran que en el camino seguían golpeándolos en distintas partes del cuerpo para finalmente dejarlos en un basural. Luego, un taxista que pasaba por el lugar los auxilió para poner la denuncia en la comisaría de Santa Elizabeth.

Identificaron a uno de sus agresores

El personal policial pudo ayudarlos apropiadamente y les presentaron a los hombres de azul de la unidad que estaban operando en ese momento. Santiago los observó detenidamente y reconoció a uno de sus agresores, quien fue identificado como Cristopher Brucet Nuñez de la Torre.

Tras conocerse el caso, la Municipalidad de San Juan de Lurigancho emitió un comunicado en el que especifica que retiraron a los dos serenos involucrados en el acto de agresión. “De encontrarse responsabilidad en ambos, solicitamos aplicar todo el peso de la ley”, escribieron.

Por otra parte, los afectados negaron que hayan golpeado una caseta. “Nunca hemos agredido la caseta de serenazgo, para nada… Nosotros nunca hemos tenido problemas con el serenazgo”, sostuvieron. También relataron que fueron despojados de sus celulares. Solo piden justicia.