Venta de polladas es el negocio que da la hora

0
850
pollada
pollada

A EMPRENDEDORES LE COMPRAN LA PORCIÓN ENTRE 9 Y 10 SOLES PARA LUEGO VENDERLA HASTA POR S/ 20

  • Conoce más sobre cómo venden hasta 7 mil platos semanales y cómo iniciarse en este sabroso negocio

La pollada, un pilar de nuestra gastronomía peruana, ha evolucionado de una simple solución culinaria a un próspero negocio, como lo demuestran dos emprendedores destacados en el campo.

Estos emprendedores se encargan de todo el proceso, desde la adquisición de insumos hasta la venta final de miles de platos semanalmente, aliviando así las cargas de numerosas familias peruanas.

La meticulosa preparación de la pollada, que puede extenderse por horas e incluso días, involucra la adquisición de pollos, papas, vegetales y demás ingredientes, así como el meticuloso aderezo de cada plato.

Leer también [Evita ser víctima de cualquier estafa al momento de retiro de aportes AFP]

La facilidad de acceder a este exquisito platillo se ha visto notablemente simplificada gracias a emprendimientos como los de Kissy Andrade de Gamio, conocida como la ‘Reina de las polladas’, y Roddy Campos Tello, propietario de Morocho Perú. Ambos emprendedores se encargan de todo el proceso, desde la compra de insumos hasta la preparación y envasado final, ofreciendo sus productos a precios accesibles para que los revendedores obtengan una ganancia significativa.

Ambos mencionaron, en reportaje para Latina, que venden entre 5 mil hasta 7 mil platos semanales. En cuanto al precio, Kissy Andrade de Gamio menciona que venden las polladas a un precio que oscila entre los 9 y 10 soles, permitiendo a los revendedores venderlos a alrededor de 20 soles cada uno. Por su parte, Roddy Campos Tello señala que vende sus polladas a un precio similar, facilitando así que sus clientes obtengan una ganancia sustancial al revenderlas.

Leer también [Haga que sus documentos puedan buscarse: Cómo Convertir imagen a texto editable]

Con más de seis años en el rubro, estos emprendimientos han demostrado ser una solución eficaz para aquellos que desean disfrutar de una deliciosa pollada sin tener que preocuparse por la compleja preparación y logística. Además, al ofrecer un producto de calidad a precios competitivos, contribuyen no solo al bienestar económico de sus clientes, sino también a la difusión de una de las tradiciones culinarias más queridas de nuestro país.