“Ángeles Negros” ofrecían camas UCI por S/82 000

0
127
Los Ángeles Negros
Los Ángeles Negros

La organización criminal de “Los Ángeles Negros” fue desarticulada en un operativo de la Policía Nacional del Perú (PNP) y el Ministerio Público. Son nueve los detenidos que cobraban S/82 000 por camas en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) por COVID-19 de la Red de Salud Almenara.

EN LA MAFIA ESTÁN IMPLICADOS EL COORDINADOR DEL HOSPITAL ALMENARA, LA TESORERA DE LA ONG DONANTES DE ESPERANZA Y VARIOS DE SUS FAMILIARES

En las diligencias simultáneas participaron 114 agentes de distintas divisiones, 37 fiscales y personal de la Sanidad del hospital. Ellos se trasladaron a viviendas de La Molina, San Miguel, Breña y Magdalena luego de investigarlos desde mayo del presente año tras una denuncia.

Personal policial también intervino el mismo Hospital Nacional Guillermo Almenara Irigoyen (EsSalud), situado en el distrito de La Victoria. Inicialmente, al equipo no se le brindó las facilidades para el acceso, pero al final terminaron ingresando para continuar con las indagaciones.

A esta persona lo captan unos intermediarios desde fuera (del nosocomio) para que del puesto 20 (de espera) pueda pasar al puesto uno y acceder de manera inmediata. Aparentemente el pago o transacción se ha realizado”, detalló el fiscal Reynaldo Abia Arrieta.

Sin embargo, nunca llegó a UCI, solo lo pasaron a UCE (Unidad de Cuidados Especiales) y denunció el caso. Las autoridades de anticorrupción investigaron a los involucrados y dieron con sus paraderos para intervenirlos. Ellos permanecerán siete días en detención preliminar.

Leer también [EE.UU. sancionará a funcionarios cubanos por represión en protestas]

Una ONG involucrada en la mafia de camas UCI

Entre los capturados figura Pedro César Pino Gonzales, quien es coordinador de la Red de Salud Almenara; Ana Cecilia Aróstegui, tesorera de la ONG Donantes de Esperanza; e Iraida Vanessa Muñoz, una fiscal. Ellos serían quienes gestionaban las conversaciones con los favorecidos.

Una vez pactado el acuerdo, los pacientes enviaban las grandes sumas de dinero a las cuentas bancarias de sus familiares para evitar ser descubiertos. Ellos son Sebastián Bazalar Aróstegui, Miguel Agarini, Barraza,Luis Moreyra Muñoz, Piero Pino Carmona y Vanessa Recuenco Ochoa y Nery Ochoa.

Los oficiales procedieron a revisar sus pertenencias y, al inspeccionar sus teléfonos, encontraron que tenían un grupo en la aplicación de mensajería instantánea WhatsApp, por lo que sospechan que más personas están implicadas. Esta la utilizarían para organizar las actividades de cada uno.

Condenan sus actos por jugar con la muerte

Tras conocerse el modus operandi de “Los Ángeles Negros”, el ministro de Salud, Óscar Ugarte, calificó el caso como “abominable”. Desde la inauguración de una nueva planta de oxígeno medicinal indicó que colaborará para que sancionen a los responsables.

“Habíamos recogido las denuncias de pagos elevados. En buena hora que la Policía y la Fiscalía ha detectado las denuncias, van a tener todo el respaldo del Minsa (Ministerio de Salud). Se tiene que cortar de plano esto, es abominable que se negocie con camas UCI”, arremetió.

Por otra parte, Fiorella Molinelli, presidente ejecutiva de EsSalud, no descarta a más involucrados. “Hay dos administrativos involucrados y que en su momento fueron separados, se ha pedido una relación de las unidades de atención… No podemos adelantar opinión sobre nuevos involucrados”, añadió.

Los nueve involucrados serán investigados por el presunto delito contra la administración pública en modalidad de cohecho pasivo propio. Finalmente, todos fueron puestos a disposición del Ministerio Público.